Esquiar en los Pirineos de Girona, por Naturaki

/COMUNICAE/

Esquiar en los Pirineos de Girona, por Naturaki

En los Pirineos de Girona existen cuatro estaciones de esquí en invierno: La Molina, Masella, Vall de Núria, Valler 2000

Prepararse para el frío no es fácil, y menos para personas acostumbradas a un clima cálido. Sin embargo, es el precio que hay que pagar para esquiar. En los Pirineos de Girona existen cuatro estaciones de esquí en invierno: La Molina, Masella, Vall de Núria, Valler 2000. En verano estas estaciones se convierten en centros de ocio y de montaña para practicar deportes como senderismo, alpinismo, rutas e hípica.

Elegir la mejor estación es una tarea que se debe hacer previamente de reservar para conocer las características y peculiaridades de cada una, por eso Naturaki hace pública esta información que ofrece a los huéspedes de sus casas rurales en Girona. Dependiendo de lo que cada persona esté buscando, unas será más recomendable que otras. Por ejemplo, si se viaja con niños, si se quiere moverse en coche o si lo que más interesa son las instalaciones.

A continuación los detalles de las cuatro estaciones del Pirineo de Girona entre las que se puede optar. Todas ellas disponen de hoteles de montaña y alojamiento rural alrededor para facilitar el acceso. Estas son las descripciones que facilita Naturaki:

Masella: Es una de las mejores estaciones cuando se viaja con niños o con principiantes. Hace unos años se incluyeron pistas para esquiar por la noche abiertas los fines de semana. Tiene una buena conexión para viajar desde Girona o Barcelona.

La Molina: Es la estación más antigua de la Comunidad de Cataluña, pero se ha ido renovando año tras año para modernizarse a la altura de las demás. Se puede acceder a ella fácilmente mediante tren, lo cual facilita el acceso para muchas familias que no quieren coger el coche. Aparte de las pistas de esquí, tiene otras para trineos y circuitos de raquetas.

Vall de Nuria: Es una estación única, ya que posee peculiaridades que la hacen diferenciarse de las demás. Está a unos 3000 metros de altura, y para acceder a ella se necesita coger un tren de cremallera que captará la atención de inmediato. Está abierta casi todo el año, por lo que se puede organizar una escapada de montaña cuando mejor se adapte a los planes. Por lo que se refiere a las pistas, la estación es más bien pequeña. Pero sí que cuenta con pistas de diferente dificultad e inclinación para los más expertos.

Vallter 2000: Esta estación está un poco más baja, a 2000 metros de altura. También tiene nieve durante casi todo el año, aunque no al nivel de Vall de Nuria. Se puede hacer turismo de montaña por esta zona, ya que hay pueblos muy emblemáticos perfectos para el descanso y la relajación de montaña, pero también para caminatas y deportes de riesgo.

Fuente Comunicae

Ir a la fuente
Author: